Follow by Email

lunes, 25 de septiembre de 2017

Carta abierta al Directorio del Cacif




Señores presidentes de las distintas cámaras empresariales que conforman el Comité Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financiera (Cacif):


            Atentamente me dirijo a ustedes para manifestarles algunas preocupaciones en torno a la grave situación del país y a la posición que ustedes, como cúpula del sector empresarial, han expresado, sin haber consensuado previamente con las bases de los sectores a los cuales dicen representar.

1.          Es lamentable que en el afán de proteger a unos cuantos empresarios que han cometido ilegalidades, particularmente en asuntos relativos a corrupción, ustedes adopten una actitud abiertamente en contra del Ministerio Público, la Comisión Internacional Contra la Impunidad y más recientemente contra el Procurador de los Derechos Humanos.

2.          Guatemala es un país en el que los empresarios más poderosos, unas pocas familias, entre ellas algunas que se consideran a sí mismas incluso herederas de los conquistadores españoles, han tenido el dominio absoluto de la economía, la política y la sociedad guatemaltecas. Ese dominio, con una visión atrasada de lo que debería ser una economía de libre mercado, no ha permitido que Guatemala se desarrolle como un país con oportunidades para todos.

3.          Es cierto que dentro del sector empresarial hay personas trabajadoras, emprendedoras, honradas y que gracias a un trabajo tesonero y múltiples riesgos, han logrado acumular riqueza, pero también es cierto que hay una alta proporción de empresarios que han acumulado fortunas gracias al despojo de tierras de campesinos de los pueblos originarios, al monopolio de la producción de artículos de consumo popular, todo ello gracias a que durante siglos han gozado del control absoluto del Estado. La historia nacional cuenta con hechos tan ignominiosos como las cárceles en las fincas, en donde el patrono era amo y señor.

4.          Como si no hubiera sido suficiente con el despojo campesino, a finales del siglo xx los gobiernos, todos ellos contando con el apoyo irrestricto de ustedes, se dedicaron a desmantelar el poco estado que teníamos: privatizar empresas públicas a precios irrisorios, destruir la carrera de serivicio civil mediante contrataciones temporales por contrato, destruir las instituciones públicas dedicadas a la construcción de infraestructura para poder lucrar libremente con ello. El ejemplo más claro de este expolio es la prohibición para que la banca central pueda hacer préstamos al estado.

5.          Este desmantelamiento del estado condujo a lo que tenemos hoy, una seudodemocracia en donde las empresas políticas, financiadas por el gran capital, y ahora por dineros provenientes del crimen organizado, ponen y quitan presidentes y diputados, a sabiendas de que posteriormente tendrán que pagarles los favores con concesiones de obra pública.

6.          En 2015 vivimos grandes jornadas de lucha en contra de la corrupción, que culminaron con la caída del gobierno de Otto Pérez Molina, a quienes ustedes financiaron e incluso le proporcionaron cuadros para ocupar importantes ministerios. Arguyendo principios constitucionales como la presunción de inocencia y el debido proceso ustedes defendieron hasta el final al corrupto gobierno de Pérez Molina.

7.          La crisis del 2015 terminó con la elección de un mediocre comediante, que hoy, de acuerdo con las denuncias presentadas por el Ministerio Público y la Comisión Internacional contra la Impunidad, también es corrupto y más allá de ello ha demostrado una total incapacidad para dirigir el funcionamiento diario del gobierno, menos aún para liderar los cambios que el país necesita para alcanzar cuestiones tan elementales como los objetivos de desarrollo sostenible.

8.          De nuevo, al igual que en 2015, ustedes, en lugar de ponerse del lado correcto de la historia, se atrincheran respaldando a un presidente y un Congreso que a todas luces no solo son incapaces, sino que actúan como verdaderos delincuentes. ¿De verdad quieren pasar a la historia estando en la foto a la par de narco ganaderos?

9.          Nacional e internacionalmente, el gobierno de Jimmy Morales está aislado. Terminará cayendo y con él las fuerzas del crimen organizado y las que teniendo alguna legitimidad se obstinan en apoyarlo, por el temor de perder el control del país. En estos últimos están ustedes: hoy, como lo hicieron en 2015, insisten en frases que a la altura del momento ustedes mismos han tornado en palabras huecas: “debido proceso”, “soberanía”, “presunción de inocencia”, “institucionalidad”.

10.       Si de verdad aman a este país como dicen hacerlo, es momento de que dejen su arrogancia, y de que vean en la población que ustedes han empobrecido a interlocutores válidos para construir un nuevo país. Guatemala necesita de diálogo, pero de diálogo en donde quienes se sienten a la mesa vean al otro como un igual, no como alguien que no tiene derechos.



Como guatemaltecos tienen dos caminos: apoyar a Jimmy Morales y al crimen organizado que está con él, o ponerse del lado del pueblo como uno más, sin arrogancias, con humildad, y con mucho sentido común para construir un país para todos. ¡La decisión es de ustedes!


sábado, 23 de septiembre de 2017

El valor del dinero

               El día de ayer, 22 de septiembre, alcancé a ver en horas de la noche unos tuits cargados de insultos en contra de Jordán Rodas, Procurador de los Derechos Humanos, por haber tenido la osadía de afirmar algo así como que el Comité de Desarrollo Campesino (Codeca) es tan representativo como el Comité Coordinador de Asociaciones Agrícolas, Comerciales, Industriales y Financieras (Cacif).
               Los improperios en contra del PDH derivan de la idea de que el dinero y quienes lo poseen hacen a las personas mejores seres humanos que quienes carecen de él. Ello me hizo recordar una vieja historia que me contó un amigo acerca de escena que presenció en el mercado.
               La historia se resume más o menos así:
               Llega una señora (esto sucedió en los años setenta del siglo xx) a la Terminal a hacer sus compras y se acerca a una vendedora y se produce el siguiente intercambio. (Para una mejor comprensión uso precios actuales).
—María, ¿a cómo la libra de tomate?
—A cuatro cincuenta, doña.
—¡¿Qué?, tan carera que sos! Dámela a dos y te llevo diez libras.
—No puedo, es que el tomate está caro, ha llovido mucho.
—¿Y vos que creés, que a mí el pisto me lo regalan?
—No, pero si se lo doy a dos, pierdo.
—Va pues, a tres, o no te llevo nada.
—¿Cuántas libras me dijo que quiere?
—¡Diez!
—Vaya, sabe qué, agarre sus treinta pesos, póngalos en el comal y hace con ellos su recado.
—¡India abusiva!

***
               Quienes no dejan de decirnos que el país se sostiene gracias a los empresarios, porque ellos son los que producen, porque ellos son los que pagan impuestos, se olvidan de que el capital, su dinero, es sólo uno de los factores de producción y que el mismo no sería nada sin el trabajo de las personas que laboran en las empresas industriales, agrícolas, comerciales o financieras.
                Saquen ustedes sus conclusiones.

domingo, 17 de septiembre de 2017

El País Paralelo:* Corte de Constitucionalidad depura el Organismo Legislativo**

Ayer sábado 30 de septiembre, a las 21 horas, la Corte de Constitucionalidad declaró con lugar los amparos interpuestos por diversas organizaciones y personalidades ciudadanas.  Como efecto inmediato de tal amparo quedan vacantes 141 curules del Congreso de la República. El órgano constitucional ordena a lo que queda de la Junta Directiva del congreso que de inmediato convoque a los diputados suplentes a que tomen posesión.



La inusual resolución del máximo órgano de control constitucional se produjo luego de que 141 diputados se ausentaran de sus funciones --sin causa justificada y sin presentar excusa alguna-- durante 10 días consecutivos, pese a que han sido convocados todos los días.
La ausencia de los diputados se ha dado en el marco de la crisis institucional provocada por sus intentonas golpistas, que tuvieron como principal expresión los decretos de promoción del delito y la impunidad y el fallido intento por expulsar del país a la Comisión Internacional en Contra de la Impunidad en Guatemala.
Como resultado de tales intentos, los diputados se ganaron el repudio generalizado de la ciudadanía. Aunque en general los diputados que aprobaron las leyes pro impunidad han permanecido en silencio, algunos de ellos, como el conocido “diputado del corbatín”, presentaron denuncias en contra de los miles de manifestantes que reclaman de manera pacífica su renuncia, argumentando que la población está violando su derecho a la impunidad.
De acuerdo con reportes de la dirección general de migración, al menos 80 diputados han salido del país en las dos últimas semanas. por vía aérea o terrestre; entre ellos todos los que estaban enfrentando proceso de antejuicio.
Según la Corte de Constitucionalidad, con su reiterada ausencia los exdiputados ponen en riesgo la estabilidad de la nación, toda vez que el país no puede carecer del Organismo Legislativo.
Analistas consultados coinciden en señalar que debido a la presión ciudadana se espera que los nuevos diputados, una vez tomen posesión, además de elegir una nueva Junta Directiva, resuelvan: a) rechazar el estado de sitio impuesto por el presidente de la república; b) declarar con lugar el antejuicio en contra del presidente de la república; c) aprobar reformas a la ley electoral y de partidos políticos; y d) aprobar las reformas a la Constitución de la República que durante meses permanecieron estancadas en el organismo legislativo debido al llamado “pacto en favor de la corrupción y la impunidad”.
A pesar de las altas horas de la noche en que se conoció la noticia y al impuesto estado de sitio vigente, miles de ciudadanos se congregaron en la Plaza de la Constitución para celebrar la resolución de la corte, en claro desafío al presidente de la república que cada vez se encuentra más aislado nacional e internacionalmente.

(*) El País Paralelo es un paraíso ficticiamente real, en donde de vez en cuando suceden eventos –eventuales, no planificados– positivos y también extremadamente negativos.
(**) Esta nota se publica de manera anticipada para evitar daños irreversibles debido a la gravedad de la crisis provocada por la toma del Congreso de la República por delincuentes que se hacen llamar diputados.